“À l´intérieur” o la razón por la cual no iré a ver “Paranormal Activity”.

Hace unos años yo estaba en un foro de cine de terror y de metal, desgraciadamente ese foro se cerró. En el foro me enteré de la existencia de una película francesa que me llamaba poderosamente la atención, mis compañeros del foro la habían visto en Sitges, pero yo no tuve la oportunidad de ir al festival. Esa película era: À l´intérieur (Inside).

En el foro se hablaba bastante de la cinta catalogándola de maravilla, yo quería estar lo menos informado posible de la película porque, joder, gente que yo conocía y con bastante criterio la había catalogado de obra maestra y tenía que verla como sea. Después de dos años, la he visto. En España no hubo una distribución ni publicidad de la película exagerada, aunque no solo en España, por lo visto tampoco la hubo por el resto del mundo ósea que me costó bastante encontrarla y era un poco reticente a descargármela, al final no tuve más remedio.

Ahora que la he visto puedo decir que me sorprendió tantísimo que aún la tengo en la cabeza. A las personas que estamos habituadas a ver cine de terror o gore, suele resultar difícil encontrar una película que nos sorprenda por su contenido explicito y ni que decir tiene que a las personas que amamos el cine de cualquier tipo, también es extremadamente difícil sorprendernos de cualquier manera en una película. Inside lo consigue, en todos los aspectos, Inside es, como bien dijeron mis amigos del foro, una maravilla, una joya del cine contemporáneo y los más enfermo y macabro que he visto en muchísimo tiempo.

He de decir que no voy a realizar una crítica al uso de la película, ni en este articulo ni en otros,  si no que al verla empecé a pensar en el presente del cine y la conclusión que saque es lo que plasmaré en estas líneas y así encontrareis un sentido al título del artículo.

Bien,  À l´intérieur es una película de bajo presupuesto dirigida por Alexandre Bustillo y Julien Maury dos chavales franceses escritores de una revista especializada en cine de terror en su país (algo que aquí algunos echamos de menos). Dos fans de este maravilloso genero se juntaron a escribir un guión y les salió À l´intérieur. Una obra violentísima y macabra sobre una mujer embarazada y viuda que es acechada en la noche de navidad por una oscura mujer con un siniestro y trágico objetivo.

El guión es de escuela, es impresionante, está estructurado de tal manera que la presentación de personajes y su desarrollo te hace empatizar tanto con el personaje de la mujer embarazada, Sarah, que interpreta magistralmente Alysson Paradis (hermana pequeña de la cantante y actriz pareja de Johnny Depp, Vanessa Paradis) que llegas a pasarlo bastante mal en el transcurso de la cinta. La malvada mujer que acecha a Sarah, es Béatrice Dalle, una mujer con ya sus añitos en esto del cine de terror. Su interpretación es tan majestuosa que odias con toda tu alma a esa persona.

La violencia tan brutal y tan bien hecha se convierte en un personaje más en la cinta. La película está claramente inspirada en los “giallos”, su ambientación, sus colores, la manera de matar y con que, el espeluznante atuendo de “La femme” (el personaje de Dalle)… En definitiva una maravilla. Lo dejaré ahí, porque como bien he dicho no voy a hacer una crítica de le película.

Vamos a lo que me atañe aquí hoy. Cuando vi la película (la primera vez, ya la he visto tres veces) aplaudí, estaba yo solo en mi caverna (habitación) y me surgió ese efecto curioso que tenemos los seres humanos de aplaudir, aplaudí dando no solo la aprobación de lo que acababa de ver sino casi su beatificación, hacía mucho tiempo que no pasaba un rato tan acojonante viendo una peli.

Recordemos que la cinta es de bajo presupuesto, pero con una calidad verdaderamente espectacular, que su distribución fue extremadamente escasa, que en muchos lugares salio directamente al mercado domestico por parte de Dimension Extreme y que la mitad de los seres humanos no la han visto ni han oído hablar de ella. Bien, no se si conocéis una película que está reventando la taquilla americana llamada “Paranormal Activity”, esta película dirigida por un tal Oren Peli ha costado tan solo 15.000 dólares, y ha recaudado ya unos 30 milloncejos de nada. “Paranormal Activity” es una película que narra la historia de una joven pareja que se mudan a una casa en la cual por las noches pasan sucesos extraños, ya sea movimiento de objetos, levitación o que te pisen lo “fregao”, por miedo, la joven pareja se compra unas cámaras para instalarlas en la casa y descubrir así que demonios pasa, bueno, más o menos eso sería “Paranormal Activity” ¿Cuál es la particularidad de esa producción? Que está rodada de una manera arcaica, ya sea cámara en mano o instalada en la esquina de una habitación, pero nosotros vemos toda la película o casi toda desde el punto de vista de las cámaras de seguridad, para que os hagáis una idea es una especie de “mondo”, de falso documental, como el “Proyecto de la Bruja de Blair” o la infumable “Rec”.  La película te la anunciaban de tal modo que tú, tenías que demandarla en el cine de tu barrio con la escusa de que era una peli sin distribución importante y no se podían arriesgar a comprarla para que nadie la viese, seguido de bastante e ingeniosa publicidad viral, como podéis ir observando, una estrategia de marketing impresionante, hasta el propio Spielberg ha hablado de ella.

¿A dónde voy con todo esto? Pues que se supone que el cine es cultura, sale una película de verdadera calidad y que te hace incluso comerte la cabeza y no se le da ningún tipo de publicidad, ni siquiera se esfuerzan, pero resulta que cuando “Paranormal Activity” se estrene en España, que la estrenarán casi seguro, habrá un montón de “puber semi-idiotas” con sus novios deficientes mentales y  pseudo drogadictos que irán a ver la película pagando gustosamente para que después de verla vayan a sus amigos también deficientes mentales para contarles lo que han visto, y entonces, ¿Qué pasará? Pues es sencillo, y por favor quien lea estas palabras que lo compruebe si tiene la oportunidad, pues lo que pasará será que el cine se plagará de ingentes idiotas que saldrán del cine con una sonrisa al no tener idea de lo que han visto, lo jodido de todo esto es que es al público al que normalmente le gusta este tipo de cintas trilladas hasta la saciedad, repletas de tópicos idiotas y facilones para que sus despoblados cerebros no tengan que pensar demasiado, la prueba está en la manera de rodarla, no hay una línea narrativa tan sencilla como está, es sencillo, en cierto modo “te muestro lo que es”, así de sencillo. Para ir finalizando, ¿habéis tenido la oportunidad de visionar alguno de esos pequeños monitores que tienen normalmente los guardias de seguridad? Hacedlo, mirad a un pasillo que esté completamente vacío en uno de esos monitores, estaréis viendo “Paranormal Activity”

Espero que se entienda mi comentario y si tú, que lees esto eres uno de esos deficientes mentales de los que hablaba anteriormente, sal de este blog, no es para ti.

 

Nunca os toméis demasiado enserio mis palabras.

Anuncios

2 comentarios to ““À l´intérieur” o la razón por la cual no iré a ver “Paranormal Activity”.”

  1. Puede k yo sea una de esas personas a las k consideras deficientes mentales (aunque puede k por diferentes motivos)…,pero con todo ello, dire que la pelicula es una pasada…, asi k tendre mas en cuenta tus palabras cuando recomiendes en un futuro ver una pelicula 🙂

  2. jajaja…¡Claro que si! Un pecho.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: